Otros

Dia Internacional del Alzheimer : SEPTIEMBRE 21

PLAZA, TAL VEZ. SAMUEL ACOMPAÑA A SIMON. HAN HECHO UN ALTO Y DESCANSAN EN UN BANCO

AMBOS TIENEN 80 AÑOS Y HABLAN CASI A LOS GRITOS.

SIMON: Pasan como si nada…

SAMUEL: Quién?

SIMON: Y quien va a ser?!

SAMUEL: No sé!

SIMON: Usted nunca sabe nada…

SAMUEL: Y como voy a saber si usted no dice a quien se refiere.

SIMON: Los médicos hombre! No se da cuenta? Pasan como si nada…

SAMUEL: Uf… No son médicos…

SIMON: Ah, no?! Y qué son? Carniceros?

SAMUEL: Transeúntes nomás.

SIMON: No diga pavadas! No se da cuenta que son médicos? Sino que van a andar

               haciendo?

SAMUEL: No son médicos! Van a la escuela.

SIMON: Usted sí que es marmota! Mire que para ir a la escuela van a pasar por acá!

SAMUEL: Yo cuando iba a la escuela pasaba por acá

SIMON: Hace cien años Samuel. Ahora nadie pasa por acá para ir a la escuela.

SAMUEL: Sabe las veces que pasé por acá para ir a la escuela. Uf…

SIMON: No serán tantas! Sino no hubiera salido tan inútil.

SAMUEL: Me lo acuerdo clarito, clarito. Hasta el nombre de la maestra. No me lo olvido.

SIMON: Ah si? Y cómo se llamaba la maestra?

SAMUEL: Margarita!

SIMON: Y claro! Margarita!

SAMUEL: Porqué dice: Y claro!? Eh! Porqué? Usted la conoció?

SIMON: Seguro viejo! Si fue la maestra de todo el pueblo! O se olvida que los dos nacimos

               acá? Y que fuimos a la misma escuela? Y con la misma maestra.

SAMUEL: Como olvidarla… Margarita… Mala! Uf… Más mala que una cabra…

SIMON: Las cabras no son tan malas.

SAMUEL: Es un decir, Simón. Usted todo lo agarra en serio. No se da cuenta que estoy 

                   haciendo una metáfora?

SIMON: Déjese de estupideces!

PAUSA

SAMUEL SACA UNA ARMÓNICA, Y TOCA UNA MELODÍA, FALSA MELODÍA.

SIMON: Otra vez con esa porquería! Porqué no se deja de molestar con eso?

SAMUEL: Porque es salud para el alma!

SIMON: Pero no se da cuenta que lo que a usted le falla es la cabeza y no el alma?!

SAMUEL: Es lo mismo! El cuerpo debe estar en conexión con el alma para estar saludable.

SIMON: Entonces su cuerpo y alma están incomunicados hace varios años. Va a tener que

               organizarles un encuentro.

SAMUEL: Y usted debería hacer lo que yo hago para sentirse mejor.

SIMON: El qué? El yoga ese?

SAMUEL: Es muy rejuvenecedor…

SIMON: (Lo mira) Usted está hablando en serio? O acaso hoy se olvidó de mirarse al espejo.               

               Dése cuenta que es un viejo arruinado igual que yo!

SAMUEL: La juventud está en el espíritu, Simón!

SIMON: No! Está claro que hoy se levantó atravesado… Qué viejo terco!

PAUSA. SE MIRAN.

SAMUEL: A lo mejor si me hiciera caso no le fallaría tanto el mate!

SIMON: Qué quiere decir?

SAMUEL: El yoga también es bueno para la salud mental.

SIMON: Que me está tratando de loco? Me quiere decir que estoy chapita?

SAMUEL: No!! Tanto como eso no. Pero a su edad algunos cables se van oxidando. Uf…

SIMON: No sea infeliz! A mí no se me oxida ningún cable! Por lo que se ve con usted no se

               puede hablar. (Se levanta y sale caminando hacia adelante.)

SAMUEL: (Gritando y atajándolo) Guarda el auto! Qué hace? (Lo ayuda a sentarse

                   nuevamente.) Venga acá y siéntese.

SIMON: (Con una risa falsa) Usted sí que es gracioso. Y encima pretende que le crea todas

               las pavadas que dice.

SAMUEL: No sé a qué se refiere.

SIMON: Se piensa que soy idiota?! Me gritó “Guarda el auto” cuando se me cruzó un

               enfermero con la camilla.

SAMUEL: Qué enfermero, Simón! Sino le grito lo pisa el auto. Y encima ni cuenta se hubiera

                   dado. Vió que es lo que digo? Los cables se van oxidando.

SIMON: No se haga el chistoso! Mire si me iba a matar una camilla.

SAMUEL: Era un auto!

SIMON: De qué marca?

SAMUEL: Y qué se yo!? Era blanco.

SIMON: Vé! Se da cuenta que era un enfermero con la camilla?!

SAMUEL TOCA LA FLAUTA

SIMON: Otra vez! Terminelá con eso! No ve que queda ridículo con esa porquería? Va a

               llamar la atención de todo el mundo.

SAMUEL: Es un lugar público.

SIMON: Pero usted es molesto.

SAMUEL: Y usted es insoportable! La  gente que pasa me mira con simpatía, no se da

                   cuenta?

SIMON: Si, claro! Espere que le tiren una monedita también.

SAMUEL: Uf… No hay duda, usted es un viejo insufrible, Simón! Porqué no se calla? O

                   mejor, porqué no seguimos?

SIMON: No podemos seguir. Tenemos que esperar. Acaso no escuchó que debíamos esperar

               acá?

SAMUEL: Nadie dijo eso. Lo único que “yo” dije, fue que teníamos que descansar un poco.

SIMON: Si, pero después vino el doctor y dijo que nos sentáramos en este banco y

               esperáramos.

SAMUEL: El que dijo eso fue el portero de la escuela que justo pasó por acá.

SIMON: (Lo mira.) Usted es marmota? O se piensa que el marmota soy yo?!

SAMUEL: Cállese!

SIMON: Cállese usted!

PAUSA.  LOS DOS QUEDAN CALLADOS MIRANDOSE

SIMON: (Hace un aplauso y señala a Samuel) Habló!

SAMUEL: Yo no! Usted lo hizo ahora.

SIMON: Cuando?

SAMUEL: Recién. Cuando dijo: (Imita el aplauso) Habló!

SIMON: Lo dije porque usted había hablado.

SAMUEL: No mienta! Qué había dicho yo?

SIMON: No sé. Porque balbuceó. Habló así entre dientes. No se entendió lo que dijo.

SAMUEL: Entonces si no entendió no vale.

SIMON: Va de nuevo entonces.

SAMUEL: Cállese!

SIMÓN: Cállese usted!

SILENCIO NUEVAMENTE

SAMUEL VUELVE A TOCAR LA FLAUTA UN INSTANTE. SIMON SE RETUERCE DE LA BRONCA.

SIMON: No puede ser! Otra vez! Me tiene podrido!

SAMUEL: (Hace el gesto con la mano) Gané!

SIMON: Y cómo no va a ganar, si siempre hace lo mismo! Y sabe que esa porquería me pone

                los nervios de punta.

SAMUEL: Se llama: Habilidad!

SIMON: Si, habilidad para hacer trampa!

SAMUEL: La guerra y el juego son una misma cosa, y en ambos casos “el triunfo se basa en

                   la estrategia de los contrincantes”.

SIMON: Siempre dice lo mismo!! Palabrerío barato! Pura mierda!

SAMUEL: Uf… Cuando va a dejar de descalificar todo lo que digo y todo lo que hago!

SIMON: Aha… (Se queda tildado mirando fijo a un lugar.)

SAMUEL: Ya empezó… no se haga el distraído otra vez… (Lo mira fijo.) Será de no creer…

SILENCIO TOTAL

SAMUEL GOLPEA CON EL BASTÓN Y TOSE, SIMÓN REACCIONA.

SIMON: Lo leí en el diario.

SAMUEL: Eeee!!!??

SIMON: Usted no?

SAMUEL: Yo no. Qué?

SIMON: No lo leyó?

SAMUEL: Qué cosa?

SIMON: Pero usted es o se hace? De qué estamos hablando hombre? De lo que dijo el

               presidente! Lo leyó en el diario?

SAMUEL: Yo no leí nada. Ni sé de qué está hablando…

SIMON: Y claro! A usted le sacan la porquería esa y desaparece del mundo. (Pausa) El

                presidente del Uruguay. Parece que dijo que el presidente nuestro está medio

                “turuleco”, y los de acá se pusieron como locos, vió?

SAMUEL: Uf… También, como va a decir semejante cosa.

SIMON: Igual, tan errado no debe estar! Por algo lo habrá dicho.

SAMUEL: Aha!

SIMON: Aha, qué?

SAMUEL: Nada, ahá nomás.

SIMON: Y usted que dice?

SAMUEL: De qué?

SIMON: Del presidente, hombre! Parece tonto! Hace una hora que estamos hablando del

               presidente, y ahora me dice: “de qué?”

SAMUEL: Y a mí que me importa lo que dice el presidente. Por mí que diga lo que quiera.

SIMON: Y claro! Así estamos.

SAMUEL: Déjeme de joder a mí con los políticos…

PAUSA

SAMUEL TOCA LA FLAUTA

SIMON: Ahí viene.

SAMUEL: Quién?

SIMON: El doctor.

SAMUEL: No viene ningún doctor. Yo no veo a nadie.

SIMON: Pero se escuchó que venía.

SAMUEL: Uf… Escuchó mal. Mire que va a venir acá.

SIMON: Cierre la boca, que no lo escuche. Mejor que ni se dé cuenta que estamos acá. Por

               ahí no me opera.

SAMUEL: Qué? De que lo van a operar?

SIMON: Cállese le digo! Me quiere operar! Dé qué va a ser? De la porquería esa que tengo.

SAMUEL: No hable pavadas.

SIMON: No hable, no hable.

SILENCIO

SAMUEL: Usted es ridículo.

SIMON: (En ataque de ira) Ridículo yo?! No sé que hago acá con usted. Mejor váyase y

               déjeme solo.

SAMUEL: (Pausa. Se levanta para irse) Ma sí.

SIMON: Qué hace?

SAMUEL: Me voy! No dice que me vaya.

SIMON: No ve que encima de bobo es desalmado. Mire que se va a ir. Siéntese.

SAMUEL: Ahora me voy.

SIMON: No hombre. Va a dejarme solo y el doctor ese me va a operar.

SAMUEL: Que lo opere. A mí que me importa.

SIMON: Ahora no le importa nada de nada? (Llorisquea.) Para qué me trajo acá.

SAMUEL: Yo no lo traje. Lo acompañé nomás. Uf… Va a llorar también?

SIMON: No me deje solo. Yo le prometo que después arreglo todo.

SAMUEL: Qué cosa va a arreglar?

SIMON: Todo, todo, todo, todo…

SAMUEL: Me quedo. Pero mejor no hable más. Ya nos vamos.

SIMON: (Alegre.) Y que no me opere nada…

SAMUEL: Nadie lo va a operar.

SIMON: Si, mejor…

SILENCIO. A SIMON SE LO VE IDO

SIMON: Hoy es un buen día o un mal día?

SAMUEL: Es un lindo día.

SIMON: No digo si es lindo! Digo si es bueno o malo.

SAMUEL: Y qué se yo si el día es bueno o malo. Depende para qué.

SIMON: Para nada, hombre! Nunca va a entender lo que le digo?! Piense un poco mierda!

               Qué día es hoy?

SAMUEL: Uf… martes…

SIMON: Qué número, animal!

SAMUEL: Eeeehh… 21…

SIMON: (Casi como si lo insultara) De qué mes?!

SAMUEL: Septiembre hombre! Septiembre! Aah! Empieza la primavera!!

SIMON: Pero hay que ser infeliz! A quién le importa la primavera?!

SAMUEL: Y entonces…?

SIMON: (Con fuerza y furia amenazante) Que hoy es veintiuno, veintiuno!! No se da cuenta

                mierda!!!

SAMUEL: (Temeroso) Y…?

SIMON: Nada señor, nada…

SILENCIO TOTAL

SIMON PARECE TRANQUILO, DE PRONTO CLAVA UNA MIRADA INQUIETANTE A SAMUEL POR UNOS SEGUNDOS

SIMON: Quién es usted?!

RÁPIDO OSCURO TOTAL

[email protected]

 

Deja tu voto para que el autor sepa cuánto te gustó:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas6 estrellas7 estrellas8 estrellas9 estrellas10 estrellas11 estrellas12 estrellas13 estrellas14 estrellas15 estrellas16 estrellas17 estrellas18 estrellas19 estrellas20 estrellas (6 votos, Calificación: 16,33 de 20)
Cargando…
Etiquetas

Acerca del autor

Guillermo Gallego

DESCARGA GRATIS: 20 EJEMPLOS DE GUIONES DE OBRAS DE TEATRO CORTAS

CLIC para Descargar Obras de Teatro GRATIS

Obras de Teatro Clasificadas por N° de Personajes

RSS Obras de Teatro

  • La muerte madrina
    Un hombre muy pobre tenía 12 hijos, trabajaba día y noche pero a pesar de ello tan solo les podía dar pan, cuando su hijo numero 13 nació decidió buscarle un padrino, salió al camino y dijo que el primero en encontrarse le haría padrino de su hijo. Se topó con Dios en el camino, […]
    Gregoric Pacheco Oliveros
  • El condenado
    Esta es una historia de la vida real, contada por el señor Pablo Ortega y escrita por Eduardo Liñal. Pablo enfrentaba situaciones paranormales cuando era muy joven, en esa época se casó con la primera novia que tuvo, su vida fue limitada económicamente, pero eso no era un impedimento para que fueran felices, tiempo después […]
    Marco
  • El músico prodigioso
    Érase una vez, un músico prodigioso que vagaba solo en el bosque, pensando muchas cosas que le inquietaban. Cuando ya no sabía qué más pensar, dijo para sí mismo: “En la selva será aburrido, para permanecen allí, tendría que estar con un amigo que me haga divertir, aunque sea para hablar con él”. Colocó el […]
    Grecia Morillo
  • Campamento de Verano II
    Personajes David: Mal herido durante el día de la cosecha rogó para que Dylan pusiera a salvo a su hermanita. Teresa: Se separó del grupo durante la persecución Olga: Directora del campamento ardilla Natasha: Capitana del equipo águilas del campamento ardilla Oliver: General de las fuerzas especiales de Olga Rodrigo: Principal inversor del negocio “El […]
    Gregoric Pacheco Oliveros
  • Adivina mi pensamiento
    Personajes: – Nita: Es la nieta de Nany. Tiene tan sólo unos 13 años. – Nany: Su nombre auténtico es Nancy, y es la abuela de Nita. ACTO I Personajes en escena: Nany y Nita El reloj del gran comedor parecía tener vida propia. Se llevaba bien con el tiempo, gracias a él podía hacerse […]
    Ainoa Rodríguez

¡Hola!

Aureliano Vargas
Bienvenido a esta comunidad de aficionados a la literatura y al teatro. Me llamo Aureliano Vargas y soy el creador de esta comunidad de obras de teatro.

Espero que la pases bien y que cuando tengas tiempo libre, vengas aquí a leer las historias que frecuentemente publicamos. (obras de teatro cortas y largas de drama, cómicas, infantiles, de amor, de terror, etc.)

Si es que deseas agradecerle a los autores y difundir la lectura de estas obras de teatro cortas, puedes hacer clic en los botones sociales que hay en cada obra de teatro para compartir la web con tus amigos (twitter, facebook, google plus, o por email)

Si es que quieres recibir en tu email los guiones de las obras para representar en el teatro, tan solo debes poner tu email en el recuadro de arriba para suscribirte gratis.

Si quieres aportar a la comunidad con tu obra de teatro corta, puedes enviarla por email AQUÍ.

Por último, si quieres que seamos amigos, me puedes agregar AQUÍ