Obras de Teatro de Terror

La niña en la escalera

Descripción: Juana acaba de mudarse con su hijo Luis a una vivienda distinta, sin saber que por ella ronda el fantasma de una pequeña.

Personajes: Juana, Luis, Niña

PRIMER ACTO

Juana y su hijo Luis, un chico de unos diez años de edad, entran en escena cargando un par de maletas y cajas. En el escenario pueden verse unas escaleras que se pierden en la oscuridad y una sala de estar, donde ya les esperan otras cajas con sus pertenencias.

Juana: ¿Qué te parece, Luisito?

Luis: No sé, mamá, esta casa es muy vieja… me da miedo.

Juana: ¡Qué cosas dices! Ya verás que en cuanto terminemos de acomodar todo y lo decoremos a nuestro gusto, va a quedar muy hogareño.

Luis: A mí me gustaba nuestra casa anterior.

Juana: Ay hijito, a mí también pero ya sabes como están las cosas. La tuve que vender porque no me apañaba con los gastos. Esta es más pequeña pero también puede ser muy bonita si ponemos de nuestra parte. Anda, ayúdame a desempacar.

Entre ambos comienzan a sacar cosas de las cajas.

Luis: Mamá, ¿tú crees que aquí pueda haber fantasmas?

Juana: Ay Luis, te digo que tú de veras tienes una gran imaginación.

SEGUNDO ACTO

Es más de medianoche, como marca un reloj de pared en la sala de estar. Luis entra en escena vestido con su pijama, bostezando y sosteniendo un vaso de leche en una mano. De pronto, escucha un ruido y se sobresalta, asustado.

Luis: ¿Mamá?

Una risa infantil y macabra resuena en las paredes del escenario.

Luis (con miedo): ¿Quién está ahí?

En lo alto del escenario, podemos ver la silueta infantil de una niña, que sigue riendo y jugando en lo alto de las escaleras. Luis se acerca extrañado y comienza a subir, como atraído por ella.

Luis: ¿Hola?

La niña suelta un grito desgarrador, que retumba en las paredes del escenario.

Niña: ¡No, no!

Luis: ¿Qué está pasando?

Desde lo alto de la escalinata, surge una niña con el pelo largo que le tapa el rostro completo, y un camisón blanco. Cae violentamente por la escalones, arrastrando a Luis con ella no sin antes dejar que este libere un grito de terror.

Las luces se apagan en escena.

TERCER ACTO

En la parte alta del escenario, vemos como una luz se enciende y enseguida a Juana, que asoma su cabeza por una puerta.

Juana: ¿Luis? ¿Luis, eres tú?

Juana baja las escaleras a toda prisa, encendiendo la luz de la sala de estar. Al pie de la escalinata, contempla a su hijo, quien yace en el suelo con el cuello roto y los ojos abiertos. Un hilillo de sangre brota por su nariz. El vaso de leche se ha roto y derramado a poca distancia de él.

Juana (angustiada): ¡LUIS!

Llega hasta a su lado y pone una mano en su pecho, tratando de escuchar el latido de su corazón. Es inútil.

Juana: ¡Luis, hijito! ¡Hijito mío!

Juena entierra la cara en el pecho del niño y llora desconsolada. Una risita infantil y tétrica vuelve a escucharse, y de nuevo, aparece una silueta pequeña en lo alto de las escaleras, vigilándola.

FIN

Deja tu voto para que el autor sepa cuánto te gustó:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas6 estrellas7 estrellas8 estrellas9 estrellas10 estrellas11 estrellas12 estrellas13 estrellas14 estrellas15 estrellas16 estrellas17 estrellas18 estrellas19 estrellas20 estrellas (54 votos, Calificación: 17,52 de 20)
Cargando…
Etiquetas
Comprar en Amazon

DESCARGA GRATIS 20 GUIONES DE OBRAS DE TEATRO CORTAS

CLIC para Descargar Obras de Teatro GRATIS

Obras de Teatro Clasificadas por N° de Personajes