Sansón, el hombre más fuerte de Israel

Publicado por: Eve

Descripción: Sansón es el hombre más fuerte elegido por Dios para gobernar Israel. Pero un grave pecado le hará perder su mayor virtud: su extraordinaria fuerza.

Personajes: Narrador, Sansón, Dalila, Filisteos

PRIMER ACTO

Narrador: Existió hace mucho tiempo sobre la tierra de Israel, un joven hebreo llamado Sansón, hijo de Manoa, a quien nunca le habían cortado el pelo, pues Dios había ordenado a su padre que su cabello permaneciera intacto. Gracias a él, Sansón sería el hombre más fuerte y algún día habría de gobernar sobre los filisteos.

Sansón aparece en escena, tiene apariencia musculosa y un cabello largo hasta los hombros.

Narrador: Un día, temerosos por la fuerza de aquel extraño hebreo, los filisteos mandaron apresarlo para entregarlo a las fieras.

Filisteos: ¡Alto ahí! ¡Vendrás con nosotros por rendirle culto a un dios ajeno!

Los filisteos sacan unas cuerdas y se echan sobre Sansón para atarlo, pero él, haciendo uso de su poderosa fuerza, consigue tumbarlos a todos en el suelo.

Sansón: ¡El único Dios es el de los israelitas! Un ser misericordioso que no permitirá que sigan oprimiendo a mi pueblo.

Sansón vuelve a pelear con sus enemigos hasta que estos caen rendidos y el desaparece de escena.

SEGUNDO ACTO

Narrador: Humillados por ser vencidos por aquel humilde hebreo, los filisteos tramaron un plan para hacerlo caer ante ellos. Llamaron a una espía llamada Dalila, la cual era muy hermosa y astuta.

Dalila aparece en escena, vistiendo una túnica y hablando con los filisteos.

Narrador: Así, Dalila fue a buscar a Sansón y usando su belleza, se las arregló para seducirlo y conducirlo al pecado.

Dalila va con Sansón y este la mira con embeleso, mientras ella lo halaga y toca uno de sus brazos.

Dalila: Dicen que eres el hombre más fuerte de Israel.

Sansón: Dios me ha dado un gran poder para defender a mi gente.

Dalila: ¿Y cómo es eso posible? Nunca en mi vida había visto a un hombre tan fuerte como tú.

Sansón: Es gracias a mi cabello, (tocando su larga melena). Jamás me lo he cortado. Es por medio de esta melena, que el espíritu del señor se hace presente en mí.

Dalila: Interesante… ¿quieres acompañarme a mi casa?

Sansón y Dalila salen de escena, con ella colgada de su brazo.

TERCER ACTO

Narrador: En casa de la espía, Sansón desobedeció las órdenes de Dios de mantener siempre una conducta piadosa y correcta, y aceptó beber con ella hasta embriagarse. Esto lo hizo comportarse de un modo tan vergonzoso, que al final cayó rendido y perdió el conocimiento.

Se muestra a Sansón sobre el escenario bebiendo hasta desmayarse. Dalila saca unas tijeras.

Narrador: Aprovechando su momento de debilidad, Dalila le cortó todo el cabello…

La espía le corta grandes mechones de pelo a Sansón.

Narrador: … hasta que él perdió toda su fuerza. Y entonces los filisteos atacaron.

Los filisteos entran y atan a Sansón, quien no puede defenderse.

Filisteos: ¡Ahora no eres tan fuerte, ¿verdad?! ¡Esto te pasa por alardear ante nosotros! ¡Serás devorado por los leones!

Narrador: Esa fue una dura lección para nuestro héroe, aunque tiempo después él habría de cobrarse venganza. Pero esa es una historia para otra ocasión.

FIN

Deja tu voto para que el autor sepa cuánto te gustó:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars6 Stars7 Stars8 Stars9 Stars10 Stars11 Stars12 Stars13 Stars14 Stars15 Stars16 Stars17 Stars18 Stars19 Stars20 Stars (2 votos, resultado: 14,50 de 20)
Cargando…

Al autor del cuento le gustaría que lo apoyes apretando estos botones sociales y.... no te olvides de dejarle un comentario MÁS ABAJO!

Publicado por: Eve

Te Recomendamos: